Okami Bio

Alergias primaverales

ALERGIAS PRIMAVERALES

Spring Allergies Combat

La primavera. Todo florece, la naturaleza despierta y también las alergias para muchas personas. Durante las últimas décadas, la prevalencia del asma infantil ha aumentado rápidamente y ahora afecta hasta el 5%-10% de la población mundial. En este artículo te mostramos los remedios más eficaces contra las alergias, como siempre empaquetados por la ciencia. ¿Preparado? Vamos allá.

¿Qué es una alergia?

Muy brevemente, para no aburrirte. Una alergia es una reacción exagerada del sistema inmunitario del cuerpo a un llamado alérgeno. Los alérgenos son pequeños compuestos (principalmente proteínas) como el polen de las hierbas, las malezas o los árboles, por nombrar los más importantes.

Si el alérgeno entra en contacto con la mucosa de nuestra nariz o de cualquier otra parte de las vías respiratorias, el cuerpo responde con una reacción inmunitaria. Muchas veces se trata de una inflamación que provoca los siguientes síntomas

Estornudos
Picor de nariz y ojos
Goteo y congestión nasal
Ojos llorosos, rojos o hinchados (conjuntivitis)

Esta reacción puede producirse en cualquier momento o también puede ser que no te pille nunca. Puedes no tener ninguna alergia casi toda tu vida y de repente el cuerpo decide que tiene que luchar contra esos alérgenos, que realmente no son perjudiciales en general.

¿Por qué y cómo me da?

Por qué es esto, que de repente nos volvemos alérgicos a algo que tolerábamos hasta ese momento sin ningún problema.

En primer lugar, las alergias pueden aparecer en cualquier momento de la vida, pero la mayoría de las personas empiezan a verse afectadas en la infancia. Es importante saber que estamos hablando de alergias ambientales y no de alergias alimentarias, que suelen aparecer antes en la vida.

No se conoce el desencadenante exacto. Lo que sabemos es que hay varios factores que conducen al desarrollo de una alergia. Estos son

Predisposición genética
Sistema inmunitario poco activo (niños, mujeres embarazadas)
Factores ambientales como la contaminación
Baja exposición a los alérgenos durante el embarazo y la infancia:
Suena raro pero sabemos que una limpieza y esterilidad exageradas no son buenas para el sistema inmunitario y aumentan el riesgo de alergias.

Una vez que me afecta, ¿qué puedo hacer? Hay diferentes maneras de tratar las alergias. Es importante saber que no existe un tratamiento 100% eficaz por ahora, pero hay muchas cosas que puedes hacer para aliviar los síntomas.

Tratamiento causal:

El término médico para tratar la causa de una enfermedad, no los síntomas. Este es el objetivo de todos los tiempos en medicina, pero desgraciadamente muchas veces no es posible, como en el caso de las alergias. Aunque hay formas muy efectivas de intentar tratar la causa.

Como decíamos al principio, la causa de las alergias primaverales son los alérgenos ambientales, por lo que la primera y más efectiva forma de tratar la alergia sería evitar el alérgeno, lo cual puede ser bastante difícil.

Evite el alérgeno:

Utilice filtros:
En su sistema de aire acondicionado en casa, en su coche o en su aspiradora.
Evite pasar tiempo al aire libre cuando existan altos niveles de alérgenos
Hay páginas web o aplicaciones que informan sobre la exposición a los alérgenos
Apúntese a las alertas de alergia
En general la mayor exposición suele ser durante:
Las horas de la mañana (entre las 5 y las 10 de la mañana)
Largos periodos sin lluvia
Mantenga las ventanas cerradas y evite limpiarlas por su cuenta
Evite tender la ropa en el exterior durante los recuentos altos de polen
Lávese las manos y la cara (el pelo, si es posible, también) después de estar al aire libre
Intente eliminar todos los alérgenos posibles
Limpie la ropa con un paño húmedo
Utilice gafas de sol para proteger sus ojos del polen y, en casos de alergia grave, utilice una mascarilla cuando los recuentos de polen sean extremadamente altos.

Considerar un tratamiento para la alergia:

Cuando las alergias afectan a la capacidad de realizar sus tareas diarias, un tratamiento contra la alergia puede ser una buena opción. Este tratamiento consiste en inyectar una pequeña dosis del alérgeno de forma regular para acostumbrar al sistema inmunitario al alérgeno y evitar la reacción. Para identificar el problema que causa la alergia es necesario realizar previamente un análisis de sangre.

Ni la prueba ni el tratamiento ofrecen una eficacia del 100%, pero son una posible forma de aliviar los síntomas y de resolver finalmente el problema. Así que vale la pena probarlo.

Tratamiento sintomático: La contrapartida del tratamiento causal es el tratamiento sintomático. Como su nombre indica, este tratamiento consiste en aliviar los síntomas pero no la causa. Por lo tanto, siempre será un alivio breve. Algunos de los medicamentos para tratar los síntomas también conllevan posibles efectos secundarios, por lo que hay que utilizarlos con precaución.

combat allergies

Los tratamientos sintomáticos son:

Antihistamínicos: La histamina es un mediador inflamatorio producido por nuestro cuerpo durante las reacciones alérgicas. Los antihistamínicos pueden aliviar síntomas como las congestiones y el picor. Uno de sus efectos secundarios más comunes es el cansancio y la somnolencia. Por eso se recomienda tomarlos antes de acostarse.
Esteroides nasales: Los esteroides o corticosteroides son fármacos antiinflamatorios muy potentes. Pueden reducir la inflamación o, en dosis más altas, suprimir el sistema inmunitario. La desventaja de los esteroides es que conllevan muchos efectos secundarios y algunos de ellos bastante fuertes, por lo que sólo deben considerarse como un tratamiento a corto plazo y sólo en casos realmente graves.
Descongestionantes: Pueden aliviar la congestión nasal, pero cuando se utilizan a largo plazo también dañan la mucosa.

Remedios naturales:

Como es habitual, la naturaleza nos proporciona algunos potentes remedios para combatir la alergia.

Irrigación salina nasal: Enjuagarse la nariz con soluciones salinas puede suponer una modesta mejora de los síntomas de la alergia.
Extracto de petasita: La petasita es un arbusto que crece en lugares húmedos y oscuros. Hay algunos antecedentes científicos que indican que el extracto de petasita de las raíces o de las hojas puede ayudar con la rinitis alérgica y también con la migraña.
Miel: Aunque no hay muchos datos científicos que demuestren que la miel puede ayudar con las alergias, comer miel es generalmente seguro y vale la pena probarlo.
Acupuntura: Una gran evaluación de 2015 encontró evidencia de que la acupuntura puede ser útil en casos de rinitis alérgica.
Probióticos: Hay algunas pruebas que sugieren que los probióticos pueden mejorar algunos síntomas, así como la calidad de vida, en personas con rinitis alérgica. Lo bueno de los probióticos es que tienen muchos otros beneficios para el sistema digestivo. Lo importante es comprar en una fuente de confianza.

Los alimentos:

¿Existen alimentos que puedan ayudar con la alergia o por el contrario, que puedan empeorar los síntomas? La respuesta es: sí y sí. Veamos por qué.

Los alimentos que ayudan con las alergias son los alimentos antiinflamatorios:

Como ya sabemos la reacción de nuestro cuerpo durante una respuesta alérgica es similar a una inflamación.

Los alimentos anti inflamatorios son:

-Alimentos ricos en ácidos grasos Omega 3, como el salmón o las nueces.

-Alimentos con alto contenido en antioxidantes, como las frutas rojas oscuras o las verduras, o incluso un poco de vino tinto.

-También es importante evitar los alimentos procesados ya que son altamente inflamatorios.

Por otro lado, hay alimentos que incluso pueden provocar alergia. Esto se debe a las llamadas reacciones cruzadas. Reacción cruzada significa que esos pequeños alérgenos que causan la reacción alérgica, tienen una estructura muy similar a la de ciertos alimentos y por lo tanto conducen a la misma respuesta en nuestro cuerpo. La respuesta alérgica.

Esto significa en la práctica que si se es alérgico a un árbol o a una hierba, es posible que ciertos tipos de alimentos provoquen la misma reacción al comerlos. Las personas alérgicas al abedul pueden tener una reacción al comer una manzana, por ejemplo.

Otras reacciones cruzadas existentes son

Ciprés-melocotón
Apio-artemisa
Artemisa-melocotón
Artemisa-manzanilla
Artemisa-mostaza   
Ambrosía-melón-plátano
Hierba gansa-melón

Si no sabe a qué alérgenos es alérgico, una herramienta muy útil, aparte de la prueba de sangre o del parche, puede ser un diario. Puede dar una gran idea y ayudarle a evitar ciertas zonas, horas del día o alimentos que han demostrado empeorar sus síntomas.

La espirulina y las alergias

La espirulina ha demostrado un efecto beneficioso en las alergias (entre otras muchas).

La disminución de la congestión nasal observada en un estudio fue notablemente fuerte en relación con el placebo en un modelo de rinitis alérgica.

Otro estudio sugiere que la espirulina es muy eficaz en el control de las alergias, ya que los síntomas de la secreción nasal, los estornudos, la congestión nasal y el picor se reducen en función del tiempo. Según los autoinformes, más del doble de sujetos en el grupo de la espirulina informaron de un aumento de más de 2 veces en la satisfacción con el tratamiento.

Obtenga su Okami Bio Spirulina AQUÍ para aliviar los síntomas de la alergia.

Deja un comentario

Apúntate a la lista de espera Te informaremos cuando tengamos stock. Deja tu correo debajo.

No fields found, please go to settings & save/reset fields

0
TU CARRITO
  • No products in the cart.